lunes, 9 de noviembre de 2009

LAS ESTACIONES DE HAYDN

El oratorio Las estaciones es una obra monumental y de enormes proporciones en todo sentido. Fue escrito entre 1798 y 1801 sobre textos del barón Gottfried van Sweieten (1733-1803), quien a su vez se apoyó en un poema del inglés James Thompson (1834-1882). Se sabe que Haydn admiraba profundamente el trabajo de Georg Friedrich Haendel sobre los oratorios, particularmente Israel y El Mesías, obras que conoció en Londres en el año de 1791. A partir de la impactante experiencia que fue conocer las partituras de Haendel, fue que Haydn decidió abordar la forma oratorio hasta concretar Las siete palabras de Cristo, La Creación y Las estaciones.




Los conocedores coinciden en que estas obras culminan admirablemente el periplo creativo de este maestro. La composición de Las estaciones consumió tres años de intenso trabajo, cuando su salud se veía deteriorada, y se estrenó el 29 de mayo de 1801.


Con esta obra, Haydn enriqueció notoriamente el acervo de partituras dedicadas a la naturaleza y a los períodos en que se divide el ciclo anual. Antes, Vivaldi había generado sus Cuatro estaciones, descriptivo ciclo de conciertos para violín y cuerdas.

En Las estaciones de Haydn, apreciamos la serena creatividad de un compositor en plena madurez, con una fuerza expresiva apoyada en el sabio manejo de la instrumentación y las voces. Al tomar elementos completamente extramusicales, Haydn prefiguró el Romanticismo, que habría de marcar la inspiración de los compositores que vendrían después de él.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

LinkWithin

LinkWithin